Mando a distancia Neewer RC-6

3.5

Neewer RC-6

Review

El disparador Neewer RC-6 clona el diseño y las características del Canon RC-6. Su precio es aún más económico, pues se vende en un paquete de dos unidades, a menos de un tercio del coste del Canon.

Este tipo de mando a distancia está especialmente ideado para simplificarnos el trabajo a la hora de hacer autorretratos y fotografías de grupo. Funciona inalámbricamente por infrarrojos, cubriendo un máximo de 5 metros. No precisa ir acompañado de un receptor debido a que la cámara ya hace esta tarea, siempre que disponga de un sensor óptico. En el apartado de compatibilidades se enumeran los modelos de Canon con esta cualidad.

La configuración del aparato es realmente sencilla. En primer lugar se coloca la cámara en control remoto, pudiendo establecer un retardo en el disparo; algo que a mí me parece preferible. Una vez efectuado este ajuste, únicamente, se apunta con el dispositivo hacia el frontal de la cámara, de modo que el receptor de la misma capte la señal.

Aparte de permitir el disparo inalámbrico de una cámara, el RC-6 cuenta con otras utilidades interesantes, ya que nos faculta para iniciar y detener vídeos y, por otro lado, nos da soporte para la modalidad BULB.

Comunicación del Neewer RC-6 con una cámara

Como comentaba al principio, su diseño es idéntico al presentado por el Canon RC-6. Está conformado en color negro, con un pulsador metalizado, dotado de una flecha que nos indica la dirección de salida de la señal. En su extremo izquierdo incluye una pequeña abertura circular para atarle una correa de sujeción o unirlo a un llavero. Por otra parte, en su zona inferior incorpora un interruptor, mediante el que es posible aplicar un retardo de 2 segundos.

El compartimento de la batería está situado en la parte posterior de la unidad y es necesario desmontar una pieza para sustituir su pila de botón CR2025 3V. Esta batería nos brinda una gran autonomía. Concretamente alcanza los 6000 disparos, según Neewer.

Aunque sus dimensiones son ligeramente mayores a las del Canon, es un disparador de una acentuada compacidad. Además, pesa muy poco (11 gramos) y todo ello nos facilita enormemente el transporte.

Como extras sólo trae una pila CR2025 3V y viene sin un manual de instrucciones.

Características

  • Dimensiones: 3,5 x 6,7 x 0,6 cm.
  • Peso: 11 g.
  • Alcance: 5 m.
  • Alimentación: 1 pila CR2025 3V.

Compatibilidades

Neewer ofrece el siguiente listado de cámaras Canon EOS compatibles: 5D Mark II, 7D, 60D, 100D, 300D, 350D, 400D, 450D, 500D, 550D, 600D, 650D, 700D y cualquier otra con modo de control remoto. El fabricante advierte que no funciona con la 50D.

Opinión final

3,5 estrellas

En comparación con el Canon RC-6 se trata de un modelo mucho más económico, que incluye dos disparadores, pero no cuenta con la funda protectora del Canon y con la garantía de calidad ligada a esta marca. Tiene el mismo inconveniente que el Canon RC-6 derivado de su pila CR2025 3V, no tan común como otro tipo de baterías. A esto hay que sumar su falta de un manual de usuario, puesto que, pese a la simplicidad del mando, siempre resulta conveniente contar con unas instrucciones.

Como ventajas destaca su pequeño tamaño, que nos permite llevarlo de un lado a otro en un bolsillo del pantalón o de la chaqueta. Además, es preciso subrayar el insuperable precio del dispositivo, ya que sorprende que Neewer pueda comercializar este producto a un coste tan reducido.

Neewer, Control Remoto inalámbrico de Disparador, infrarrojo, para Canon EOS...
  • Se puede utilizar con cámaras compatibles con la función de disparo con mando a distancia.
  • Funciona a una distancia de hasta 5 metros de distancia.

Última actualización de los precios: 2021-09-25